Desde hace varias décadas las marcas de vehículos advirtieron la necesidad de transportar a los niños de forma segura.

Según registros de las secretarías de Movilidad de Medellín y Envigado, en el Valle de Aburrá en estos momentos circulan más de 500 autos autorizados para tener un grado de blindaje NIVEL III o superior , para los cuales se requiere un permiso -o resolución- otorgado por la Superintendencia de Vigilancia y Seguridad Privada.

Blindado o no, tu vehículo es la mejor protección contra los delincuentes. Sin embargo, y por paradójico que parezca, también representa tu mayor riesgo.

Conducir un vehículo implica asumir una gran responsabilidad, pues de ti depende no solo tu propia seguridad sino también la de tus acompañantes.